La celebración de Carnaval a nuestra ciudad está ligada a la Aplega y a la Tornaboda.

La Tornaboda es una tradición que parece tener su origen en la superación de discordias entre Viladecans y Gavà. Después de muchas generaciones de discordias, los marqueses de Viladecans y los barones de Eramprunyà decidieron que sería mejor vivir en paz. Convinieron que, un día determinado, toda la comitiva iría hacia el límite de sus dominios donde se enfrentaban con los del otro. Aquel de los dos que llegara primero invitaría su nuevo amigo a visitarlo a su castillo.
La amistad y la fraternidad reinaron tanto en aquel día, después de tantos años de luchas, que la gente de los dos pueblos cada año hacía una parodia de este encuentro. Y así se originó la Tornaboda.

 




La comitiva de la Tornaboda:

  • Rey Carnestoltes: personaje ficticio que es el centro de las fiestas. Lee el pregón, con el cual se inaugura la celebración, en que mujer permiso para pasárselo bien sin limitaciones.
  • Esparriot: es el personaje que crea el espacio y el tiempo de fiesta de una manera divertida, lúdica y nada seria. En Gavà, el Esparriot va vestido de blanco, con cascabeles y cencerros, y trae una escoba a la mano.
  • El Vell i la Vella: comparsa que cierra el desfile y que en la tradición era representada por dos hombres dados a la diversión y al buen humor.
  • Novençans y novençanes: conforman el cuerpo de baile. Tienen un sentido similar a las parejas de novios de los bailes de gitanas. En Gavà los representan el Esbart Brugués.

 

El programa de la Tornaboda contempla el ciclo festivo propio del Carnaval, iniciándose el Jueves Lardero y acabando el Miércoles de Ceniza, incorporando las particularidades y tradiciones típicas de la ciudad.

La alcaldesa
Seu electronica
webs municipals